miércoles, 31 de marzo de 2010

...

Desayuna desnuda en la cocina mientras suena de fondo la voz de Ella Fitzgerald cantando el mítico Cry me a river... Lo tararea, y te encanta oír desde la cama como lo hace, sabes que no podrías tener un despertar mejor que ese. Es frágil aunque siempre intenta hacerse la dura, llora cuando se derrumba, aunque eso cada vez pasa menos, y cuando pasa se pone un gorro muy gracioso, tanto que no le queda más remedio que reírse de si misma, y debes tener cuidado porque esa risa es contagiosa y corres el peligro de reírte tanto con ella que luego no sepas parar...
Ella es lo que tiene, un gorro muy gracioso y una risa contagiosa,
si te sirve...

6 comentarios:

el fantasma dijo...

es genial tener una sonrisa contagiosa

Dara Scully dijo...

Me gustan las mujeres que desayunan desnudas. Las invitaría a un té de las cinco.




sonrisa,
señorita

MuñEkiTa CaT dijo...

Hola¡
Permiteme presentarme soy Catherine, administradora de un directorio de blogs, visité tu blog y está genial,
me encantaría poner un link de tu blog en mi sitio web y así mis visitas puedan visitarlo tambien.
Si estas de acuerdo no dudes en escribirme a munekitacat@hotmail.com
Exitos con tu blog.
Un beso
Catherine

Dara Scully dijo...

Me gustan las risas contagiosas, me dan ganas de reír fuerte.


son-risa

aluciinaandote dijo...

Risas contagiosas. Reír es símbolo de salud.

Besitos!

Michulita dijo...

Esa manera de utilizarla a "ella" y escribir a través de nuestros ojos es muy atractiva.

Una sonrisa y un abrazo desde algún sitio.